Wolfdux – III

—¿Cómo se escribe deshecho: con hache o sin hache? —pregunto movido por un impulso.

Marcus me mira con recelo y piensa en la palabra.

Coge aire, se lleva la mano al bolsillo y saca su teléfono móvil. Le observo apretar el botón de encendido. Deja su cerveza en la mesa y agarra el móvil con dos manos.

Intenta encenderlo, pero la pantalla no se activa: la batería ha muerto. Sonrío y acerco mi copa a mis labios mientras me acomodo en el banco de madera.

—Sin hache —contesta Marcus guardándose el móvil en el bolsillo.

—¿Tú crees? —replico, volviendo a dar un sorbo—. Desheco me parece muy raro…

—Porque así no es —dice Marcus negando—. Es desecho.

—Desecho —susurro no muy convencido—. Suena como he dicho yo.

—Ahora que lo dice… —exclama Marcus sorprendido—. Si que se parece, sí.

—¿Sin hache, entonces? ¿Estás seguro? —pregunto.

—Seguro. —Marcus coge la cerveza y bebe un buen trago.

Asiento cabizbajo y escribo “desecho” en el teclado de mi ordenador.

Quedan rigurosamente prohibidas, sin la autorización escrita del titular del Copyright, bajo la sanción establecida en las leyes, la reproducción parcial o total por cualquier medio o procedimiento comprendidos la reprografía y el tratamiento informático, y la distribución mediante alquiler o préstamo público.